Blog

Contribución social de las nuevas tecnologías aplicadas al patrimonio y la museología

Casandra Carpintero

Por

18 Abr 2013

TIC Y MUSEOS

Las nuevas tecnologías son generadoras de un progreso hacia la creación de igualdad de oportunidades, recursos, soluciones y del autoaprendizaje del individuo y la construcción de  identidades. Difundir su uso, contribución y aplicaciones favorece la creación de viejas utopías educativas, es por ello que los espacios museísticos deben confiar en sus beneficios y caminar hacia el progreso.

Los museos son instituciones culturales que se encuentran al servicio de la sociedad y su desarrollo. Abiertos al público exhiben, conservan, investigan, comunican y adquieren la misión de orientar, enseñar y ampliar conocimientos a través de exposiciones, colecciones, actividades, eventos y una museografía integrada con el entorno. Permiten a los museos informar, enlazar el pasado con la actualidad y apoyar a la sociedad en su adaptación a los procesos de cambio y desarrollo colectivo.

Estas instituciones culturales han sufrido estos últimos años una renovación en la transmisión de sus contenidos, conocimientos, información, valores y experiencias. Por estos motivos, los museos deben ejercer de generadores y trasmisores de la aplicación de las nuevas tecnologías como contribución a la sociedad y elemento dinamizador entre el patrimonio que salvaguardan y sus visitantes. Deben adaptar dicho desarrollo a su contenido, de este modo eliminan barreras y generan nuevos métodos educacionales que posibilitan mayores vínculos con la sociedad.

Esas posibilidades de difusión,  forman parte del progreso que las TIC han supuesto en la sociedad para los museos, ya que las nuevas tecnologías han contribuido a crear y mejorar competencias sobre el patrimonio y ampliar sus propuestas educativas. El mundo de las TIC ofrece, facilita y acerca al usuario la posibilidad de recibir según sus conocimientos y capacidad de percepción diversos modelos de aprendizaje. Debemos percatarnos de que existen diversos métodos y estrategias educativas, los conocimientos no se encuentran alojados en los objetos sino en el modo en que nosotros los percibimos, por este motivo el empleo de las TIC puede generar cuantiosos discursos, lecturas, procesos de aprendizaje y enriquecer las propuestas museísticas, las nuevas tecnologías modifican el patrón de comportamiento de los visitantes de museos, dejan de contemplar para volverse visitantes activos y participativos.

Los visitantes, son un factor muy valioso para las instituciones culturales. Debemos tener en cuenta que los espacios museísticos deben responder a las expectativas de los visitantes, conseguir que estos se sientan bien acogidos atendiendo a sus demandas de información, programación y transmisión de contenidos; ayudando en el momento de elegir que hacer y hallando respuesta a sus necesidades y expectativas escuchando siempre sus propuestas. Los visitantes son el elemento fundamental para que un museo cobre vida, para que su contenido se mantenga latente; un museo sin visitantes es un contenedor vacío, sin nada que decir, sin nada que aportar. Los visitantes desean formar parte de la institución, acceder a sus instalaciones y servicios,  participar en sus programas didácticos, ampliar conocimientos e interactuar con los contenidos, ya no se conforma con ser un mero observador. El visitante juega un nuevo rol, una metamorfosis que los museos deben aportar e incentivar, para que el visitante constituya parte de su desarrollo y así las visitas e intervenciones sean asiduas y se dinamice el proceso de aprendizaje. Por otro lado, los visitantes que consideran que las TIC son una barrera se apoyan en  que es un factor de distracción y que no todos ellos tienen las mismas facilidades para acceder y comprender estos recursos. Es cierto, no todos los visitantes tienen la misma facilidad ni capacidad de interacción, estos motivos pueden solventarse, por ejemplo, facilitando un refuerzo de recursos humanos junto a las instalaciones, ofreciendo también  métodos tradicionales y concienciando a la sociedad de que el uso de las nuevas tecnologías es una estrategia que incrementa las percepciones y favorece la interacción,  por lo que aprender su uso no es una barrera sino una ganancia.

Los museos  deben adoptar una nueva postura centrada en el visitante y su interacción con los contenidos debe ser activa. Los sistemas de aprendizaje y los métodos a emplear pueden ser muy versátiles desde los museos, por lo que esta oportunidad no debe ser desaprovechada. Los usuarios de museos son conscientes de estas características, por ello esta sociedad espera de la visita al museo mucho más que recepción de información, espera una relación  bidireccional que active su comprensión.

Los museos pueden involucrar las nuevas tecnologías en los programas de musealización y crear herramientas para la interpretación. Aun así, siempre se debe tener en cuenta los medios que interfieren en la comunicación para llegar a las nuevas generaciones según sus vía de práctica común. Si los patrones de comportamiento cambian las instituciones culturales deben conocerlo para interactuar a través de esos nuevos medios, como por ejemplo la introducción de las redes sociales entre el público joven.

No debemos olvidar, que las nuevas tecnologías deben actuar como una herramienta para acrecentar y completar la experiencia de los visitantes, no como un fin en sí. Este concepto es importante, sobretodo cuando la misión museística se basa en ofrecer varios niveles de dificultad de contenidos o intereses. A través de las TIC, es posible lograr una convivencia de niveles de dificultad sin que se perjudiquen los unos a los otros y en consecuencia ofrecer diversas lecturas, accesos y experiencias.

Las TIC ofrecen al visitante la posibilidad de gozar de una experiencia personalizada en cualquier lugar e instante a través de la transmisión de información seleccionada a la carta y generando interacción, elemento clave en el proceso de aprendizaje. Lo importante es conseguir que el visitante independientemente de su formación previa pueda emprender la visita y percibir una experiencia satisfactoria. Pues a través de esta percepción el museo conseguirá transmitir accesibilidad, se convertirá en una institución mayoritaria, y evidentemente para cumplir dichos objetivos y funciones se deben emplear las nuevas tecnologías enfocadas hacia diversas estrategias de aprendizaje y comunicación.

El impacto y contribución social de las TIC en los museos y las instituciones culturales están modificando la percepción que tenemos del contenedor y sus contenidos. El uso de recursos tecnológicos origina nuevas experiencias museísticas y un nuevo rol del visitante en la sociedad actual, como miembro que interactúa y participa en la mejora del espacio museístico divulgando su práctica y difundiendo su concepción de ente abierto, accesible y participativo. Todas estas cualidades hacen que el impacto y contribución social de las TIC en los museos y demás instituciones culturales deba ser considerado como medio que revaloriza el papel del visitante de museos como principal trasmisor de su práctica, contenidos y difusor del concepto de ente abierto, accesible y participativo.

Por ello, estas cualidades que nos ofrecen las nuevas tecnologías deben modificar el patrón de comportamiento no solo de los visitantes sino también de los educadores, gestores, investigadores y demás perfiles laborales miembros de la institución. El personal debe volverse activo también, debe participar e involucrarse interactuando con la institución, sus contenidos y sus visitantes, generando empatía, diálogos bidireccionales y empleando las nuevas tecnologías como soporte o recurso que les facilite su labor y les acerque como usuarios hacia estos nuevos modelos y estrategias educativas y de deleite cultural.

Este post ha sido escrito por Casandra Carpintero, gestora cultural con formación en Bellas Artes y Máster en Educación y Museos.  En la actualidad lleva el blog  de Blablablamuseos espacio de reflexión.

Imagen vía L’oeil pop.

Deja tu comentario

Acepto la política de protección de datos de ASIMÉTRICA